Archivo de la etiqueta: destinoEnkarterri

Torre Loizaga: La meca de los Rolls-Royce

Ser único en este mundo tan competido en el que vivimos es complicado. Ya lo es diferenciarse, pero ser ‘único’, es doblemente complicado. Este tipo de premisas y pensamientos negativos no debían de encajar muy bien en la bien amueblada mente de Miguel de la Vía, un cantero que a base de mucho trabajo, sudor y riesgos, amasó una gran fortuna durante su vida profesional. Podría haberse retirado en la tranquila isla de Cozumel sin que nadie se hubiera enterado, pero su pasión por el mundo del motor, los automóviles y los coches clásicos en particular le llevó a trabajar en pos de tener una colección de Rolls-Royce única en el mundo.

Así es, Miguel de la Vïa dedicó gran parte de su éxito empresarial hacia la adquisición, reparación y puesta en marcha, de numerosos automóviles de lujo, clásicos y modernos, con especial predilección por la marca británica de automóviles fundada  en 1906 por Henry Royce y Charles Stewart Rolls. ¿Os apetece daros una vuelta por Enkarterri en uno de los coches propiedad de Don Miguel?

Rolls-Royce blanco frente a casa-torre Loizaga

Rolls-Royce blanco frente a casa-torre Loizaga

Seguir leyendo

Valora el artículo:

Enkarterri en 48 horas y 24 fotos

Parece que fue ayer cuando empezó esta nueva escapada a la comarca de Enkarterri. Bueno, no es que lo parezca, porque en realidad empezó el viernes pasado, y sí, acabo ayer :). Con la mente todavía llena de recuerdos ‘encartados’, aquí va una primera crónica, rápida y en formato visual, que resume lo vivido durante el fin de semana, escasas 48 horas que como veréis, cunden y dan para mucho.

El viernes tuvimos ya una primera toma de contacto doble con Las Encartaciones, natural y gastronómica. Alojados en una zona verde, tranquila y espiritual de Artzentales, que será la base de operaciones de todo el fin de semana, realizamos una primera incursión gastronómica cenando cabrito autóctono, entre otras muchas cosas nada ligeras, en un auténtico txoko de Sodupe, ¡amén!

Seguir leyendo

Valora el artículo: